Los hijos que nadie quiso

El pasado viernes 17 de mayo, fui conducido a la celda de castigo.

En la mañana, me visitaron el Director del penal, Teniente Coronel Reinaldo Villarrueta Vargas, el Jefe Interior, Mayor Erasmo, y un Primer Teniente, fungiendo como Oficial de Guardia.

Me sacaron de la celda y me avisaron que requisarían mis pertenencias. Lo que buscaban no era cualquier cosa si no mis escritos, cartas, en definitiva, querían las denuncias, los futuros posts.

Ver la entrada original 462 palabras más