Putin y el arte de no decir nada | DW.COM 

En su conferencia de prensa anual, el presidente ruso, Vladimir Putin, habló y se mostró relajado. No obstante, no dijo nada nuevo. Tales presentaciones ante los medios no tienen ningún uso, opina Juri Rescheto.

Conozco el salón polivalente. Hace un par de años presencié allí el baile de gala de la prensa de Moscú. Esta gala solía ser celebrada en el World Trade Center. El vodka fluía libremente. El salón polivalente siempre significaba algo para la gente, pero ¿ahora?

Ahora todo el mundo estaba bailando aquí de nuevo en honor a una persona: el presidente ruso, Vladimir Putin. Pero esto no significaba nada. En su más importante alocución anual frente a los medios de comunicación, el jefe del Kremlin solo expresó opiniones conocidas y familiares.

Un maestro de los números

El hombre más poderoso del país más grande del mundo comenzó con los tradicionales temas: el trigo y las armas. Aparte de la producción de gas y petróleo, la agricultura y las exportaciones de armas están entre las pocas industrias rentables. Putin sabe todo sobre ellas y puede citar cifras antes y después de las comas. Justo al comienzo de su conferencia de prensa, casi se arriesgó a poner a los 1.500 periodistas a dormir con datos que nadie podía comprobar rápidamente.

Sin embargo, el mensaje cuenta: la economía rusa se está encogiendo, pero no precipitadamente. Por cierto, en promedio, menos rusos están muriendo que hace unos años. Bueno, esto es, por supuesto, una historia de éxito.

Juri ReschetoJuri Rescheto

De lo contrario, Putin es un maestro de los trucos en entrevistas públicas. Su respuesta a cualquier pregunta incómoda fue siempre: “¡Tienes razón al respecto! ¡Estamos trabajando en ello!”

¿Y el asesinato de Boris Nemzov? A todos se les dijo que la investigación estaba en marcha y que los asesinos debían ser encontrados. Putin expresó su fe en el sistema de Justicia ruso. Y, ¿qué hay de la injerencia de Rusia en la campaña electoral de Estados Unidos? ¡No hay evidencia! El presidente ruso dijo que estaba claro que los perdedores, los demócratas, no estaban echando un vistazo dentro de las causas de su derrota, sino que, en lugar de eso, buscaban fallas en otros. Trump no se mencionó en absoluto, así como tampoco la llamada telefónica personal de hace unos días con el presidente saliente Obama. “No comentaré al respecto”, dijo Putin.

“Todo marcha de acuerdo a los acuerdos existentes”

Una vez más, Putin demostró que es un maestro del apaciguamiento, pero al mismo tiempo, sin decir nada. Incluso, las declaraciones un tanto sensacionalistas sobre el desarrollo continuo de las armas nucleares rusas, la amenaza de una carrera armamentista con Estados Unidos o la modernización del ejército ruso –que se está llevando a cabo a toda velocidad–, se resumieron en la afirmación tranquilizadora que hizo: “Todo está funcionando acorde a los acuerdos existentes “.

¿Qué pasa con la crisis de Ucrania o el número de muertos en la cuenca del Donetsk? Un periodista ucraniano trató de apelar a la conciencia de Putin y le advirtió que la imagen de los rusos como ocupantes quedará grabada permanentemente en la mente de sus primos eslavos. Putin replicó que las tropas del Gobierno de Kiev en la cuenca del Donetsk deberían tener cuidado de no caer en la historia como ocupantes en su propio país. Pero añadió que sí, por supuesto, quería una mejor relación con Ucrania. Como todo el mundo, ¿no?

Un presidente relajado al final de un año exitoso

A medida que el año llega a su fin, Putin parecía muy relajado después de que la rueda de prensa había terminado. El año 2016 fue exitoso desde su punto de vista. Rusia está nuevamente en pleno vigor en la escena internacional: en Siria, en Turquía y tal vez pronto en Estados Unidos. Pero este éxito se ha construido en terreno inestable. La retoma de Palmira por parte de los terroristas del Estado Islámico ha demostrado lo precario aún de las cosas. Y ahora se suma el asesinato del embajador ruso en Turquía. Hoy, todo el mundo está esperando a ver las verdaderas políticas de Donald Trump hacia Rusia, en su papel de presidente estadounidense, y no solo de candidato presidencial.

Así que tal vez el presidente ruso no debería bailar tan despreocupadamente al final de este año. Incluso si todavía hay ríos de vodka fluyendo en el salón multiusos.

Origen: Putin y el arte de no decir nada | El Mundo | DW.COM | 24.12.2016

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s