Hugo J. Byrne-Bergoglio y la pedofilia clerical

“Obras son amores y no buenas razones”
Viejo refrán del idioma castellano.
 
Nuevamente el jefe político, económico y espiritual (en ese orden) del Vaticano, ha condenado la notoria pedofilia practicada por sacerdotes, obispos, etc. El Pontífice fustigó la repulsiva e inhumana práctica, tal como lo hicieran varios de sus antecesores contemporáneos. Lo único nuevo en su confesión pública es que Bergoglio admitió que por lo menos el 2% del clero católico practica ese crimen bestial contra inocentes.
 
De cómo Bergoglio arribó a ese porcentaje, no lo sé y no me interesa. Lo que sé de sobra es que la práctica no terminará nunca a menos que se la castigue con toda severidad. ¿Castigo en la otra vida? No, amables lectores. ¡El castigo al que me refiero es la justicia de los hombres! Sin esa justicia viviríamos muy brevemente en medio de un caos definitivo, pues la anarquía ni siquiera garantiza la santidad de la vida. La justicia, al igual que la perfección nunca se alcanza por completo, pero buscarla el sagrado deber de los hombres libres.
 
El común denominador de los malos en el no muy humilde criterio de un servidor, es la compañía que buscan. Bergoglio es desvergonzado, hipócrita y santurrón. Se deshace en sonrisas con los Castro (al igual que hizo el descastado ex presidente Obama), con el eslabón perdido de Venezuela, con el cabeza cuadrada Evo Morales y otros muchos legítimos representantes de la miserable “cretino-cracia” de Iberoamérica. Pero cuando recibe en audiencia oficial al Presidente de los Estados Unidos y a su esposa, asume la expresión de quien padece un ataque de almorranas.
 
Para ser justos, Juan Pablo II, a quien todos debemos reconocer su labor en contra de la amenaza soviética, hizo otro tanto, denunciando la pedofilia clerical mientras brindaba asilo al Cardenal de Boston, quien se cansó de relocalizar curas pedófilos para evitar su enjuiciamiento criminal. También lo hizo impunemente el despreciable Cardenal Mahoney de California, otro sepulcro blanqueado que enviaba a los curas pedófilos fuera de California para mantener su felonía impune. Mahoney fue finalmente degradado en el 2013 y forzado a retirarse, pero, ¿es eso justicia? ¿Esa sabandija no debía estar en la cárcel? ¿“Statute of Limitations” porque los crímenes ocurrieron en su mayoría durante el siglo pasado? Es posible, pero no lo creo. Se trata de una soberana injusticia.
 
Si Bergoglio tuviera una pizca de vergüenza y real caridad cristiana habría puesto a todos estos monstruos a la disposición de las autoridades competentes de las comunidades donde ocurrieran estos crímenes inicuos contra menores indefensos. Esa sería la única actitud honesta y civilizada. Cuando su complicidad en la fuga de los criminales se hizo evidente, Mahoney solo atinó a pedir perdón. Dijo: “lo siento”. Fue todo. Es muy fácil arrepentirse de un crimen después que este se descubre.
 
Creía que éramos iguales ante la ley, pero parece que por lo menos en California y parafraseando a George Orwell, los jerarcas religiosos son “más iguales” que el resto de nosotros. Ergo, una de las válidas razones de que renazca mi viejo resabio con la religión organizada. A veces se nos olvida que “Isis” representa sin duda una religión organizada que demanda acatamiento y cuya cabeza estaba hasta hace muy poco en el “Califato” que se estableciera en Mosul, Irak y que, por el momento ha desaparecido entre sus ruinas humeantes y sangrientas, gracias a la dedicación, el coraje y la sangre de los buenos. 
 
Quizás me busque la antipatía de algunos lectores, pero es mi opinión honesta que la fe religiosa no debe confundirse con la política. Un estado político siempre tiene fueros reconocidos más allá de sus fronteras. Si se trata de un estado donde sus ciudadanos disfrutan de derechos individuales, todo puede marchar bien. Por el contrario, si es una teocracia jerárquica y autoritaria, puede llegar a los extremos del terrorismo islámico, capaz de descabezar o quemar vivos a todos quienes consideren infieles y capaz también de mantener en servidumbre infrahumana al género femenino, sólo por serlo. De eso se deriva el refrán español de que los muslimes no tienen madre”.
 
Desde siempre los cristianos y los judíos hemos sido los perseguidos, víctimas del islamismo fanático asesino y esclavizador. En esto no existe la menor duda. Nuestras victorias como Tours en 732, Lepanto en 1571 y las de Ondurman y Umm Diwaykarat en el Sudán, en los años sucesivos de 1898 y 99, fueron esencialmente defensivas. Quien lo dude debe remitirse a la historia y aprender algo básico de ella. No es mi tarea enseñarla, sino comentar sus consecuencias.
 
Ni todos los curas son pedófilos, ni todos los pedófilos son curas. La mayoría de los sacerdotes católicos son hombres honrados e incapaces de cometer tales actos. ¿Cuál es la raíz de la pedofilia clerical? En mi criterio es simplemente la capacidad del clero a evitar las consecuencias. El Cardenal de Boston, de acuerdo a lo que entiendo, es todavía huésped del Vaticano. De no ser el Vaticano una teocracia autoritaria, este pájaro de cuentas estaría en prisión, cumpliendo una muy merecida condena.
 
Y es todo por hoy.
 
Pasadena, julio 13, 2017
Anuncios

5 comentarios en “Hugo J. Byrne-Bergoglio y la pedofilia clerical

  1. Que amanecer! que maravilla! Cuanta verdad…. mientras Francisco este en Roma…yo no ire a la iglesia los domingos…y ni un decimo de contribucion……..Da asco su comportamiento. Y gracias por tu articulo.

    Le gusta a 1 persona

  2. Pondere al Berdoglio cuando fue ungido Pspa de los cristianos, digo lamentablemente que me hs defraudado como a millones de nuestra religion al darme cuenta que en vez de unir a los Argentinos ha sido el que mas abrio la Grieta social recibiendo y bendiciendo a los mas corruptos y delincuentes Kirchneristas incluida su Reins Cristins, ahora vestida de “cordero” Dicen que solo Dios sabe lo que piensan los Jesuitas y para colmo cuando son peronistas.

    Le gusta a 1 persona

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s