¡¡JA JA JA JA!!-Agencia Opi Santa Cruz

Por Rubén Lasagno –

Esta es una nota sin título, solo una onomatopeya para describir lo que nos ocurre tras la sorpresa mediática de “la fórmula” Alberto Fernández – Cristina Fernández, disparada como un  chiste de mal gusto al corazón de los argentinos a quienes intentan agarrar desprevenidos.

Tras esta ocurrencia, no puedo articular ningún título serio. Poner: “La fórmula del kirchnerismo es Fernánez-Fernández” o “Finalmente sorprendió la fórmula Alberto Fernández a presidente y Cristina Fernández de Vice”, sería una falta total de criterio y de una chatura sustancial desde lo periodístico. No debe haber un acto políticamente menos correcto, que presentar este binomio de cínicos, mentirosos y fracasados, como alternancia; pero más aún, polarizando los cargos, entre otra cosa, porque la viuda no quiere figurar en las PASO y manda a su “panqueque charlatán” como mascarón de proa para encarar el oleaje y recibir las cachetadas mediáticas, mientras ella juega de atrás (como siempre lo hizo), moviéndole los hilos al muñeco y ordenando qué hacer, qué decir, cómo y cuándo hacerlo. ¿O alguien puede creer que una “vice” como ella, quedaría relegada a papeles secundarios en un hipotético gobierno, que (ahora si) estoy seguro jamás llegará a la Argentina, porque es tan insultante, hilarante, cómica y ridícula la propuesta política del kirchnerismo que hasta muchos de ellos mismos ni siquiera la votaría, por lo que implica Alberto Fernández en los zapatos de CFK.

Este parásito talibán, que en su momento ayudó a robar a los Kirchner 150 mil millones de dólares ¿Alguien cree que tardaría mucho en mostrar su “renunciamiento” y dejarle la presidencia a la jefa de la banda?. Patético, insultante de la inteligencia colectiva. ¡Un asco!

Hace poquito tiempo atrás, solo el 17 de diciembre de 2015, después de perder las elecciones CFK el oportunista Alberto Fernández, cómplice político de Néstor y Cristina, escritor del libro de la viuda, como buen traidor y panqueque político decía:

«Creo que ahí Cristina tiene una enorme distorsión sobre la realidad, francamente lo digo. Si Cristina revisa las cosas que dijo, debería rectificarse un montón de cosas. Llegó a decir que Alemania estaba peor que nosotros en materia de pobreza. Sostuvo hasta el final que el cepo no existía y que la inflación no es importante. Eso es negación, es una negación terca, por momentos absurda»

«Los que traicionaron fueron los que se callaron la boca y le permitieron hacer a Cristina todo esto para permitir que hoy Macri sea presidente, los que aplaudieron a Cristina; los que no fueron capaces de decirle: ‘Cristina, es mentira lo que estás diciendo’

“Todo lo que hizo con la justicia es deplorable, lo que hizo y no hizo con la muerte de Nisman es deplorable. Me cuesta mucho encontrar algo valioso en el último tramo del gobierno de Cristina”.

«Si Evita viviera se atormentaría con todo esto. Sería muy crítica de posiciones abusivas»

«De haberme quedado [en el gobierno de Cristina], debería haber sido parte del séquito de obedientes. Para mí la política no es un ejercicio de obediencia, es un ejercicio de reflexión y de debate. La que se olvidó de eso fue Cristina»

«El peronismo a lo largo de la democracia fue todo. Y eso no vale. El peronismo fue conservador con [Ítalo] Luder, fue neoliberal con [Carlos] Menem, fue conservador-popular con [Eduardo] Duhalde, fue progresista con [Néstor] Kirchner y solo fue patético con Cristina. Fue patético, fue el partido de la obediencia»

«Creo que al kirchnerismo no hay que matarlo, hay que superarlo. Hay que hacer algo superador al kirchnerismo».

«Algún día Ercolini, Bonadio, Irurzun, Hornos y Gemignani van a tener que explicar las barrabasadas que escribieron para cumplir con el poder de turno», dijo hace pocos días el hoy candidato a presidente por el kirchnerismo, dentro del contexto del plan difundido por Mempo Gardinelli para eliminar la justicia del país e imponer un “servicio de justicia”, tipo Venezuela y con el mismo concepto de justicia que el de Maduro”.

Sinceramente ¿Alguien que dijo ésto, puede presentarse hoy diciendo algo distinto de «su compañera de fórmula?. Respuesta: SI. En horas lo vamos a ver, porque la vergüenza no es un bien consumible en la política argentina y mucho menos aún, en el krichnerismo.

Sinceramente, nadie sabe aún qué hay y quién está detrás de esta fantochada política. Algunos aseguran que habría un pacto político de impunidad entre el poder, la justicia y el kirchnerismo, para cambiar la fórmula electoral. Todo se sabrá y seguramente el pueblo hará tronar el escarmiento en octubre, cuando la mayoría del país entierre definitivamente las esperanzas de las lacras políticas por prevalecer aún recubiertos de barro. El Macrismo, los “Supremos” o el Peronismo, sufrirán las consecuencias públicas de ser funcionales a estos delincuentes. Quienes se nieguen a encarcelar a la jefa de la banda, van a sentir en el futuro inmediato, las consecuencias de sus propias acciones.

Hoy solo debemos saborear el grotesco chiste que nos ofrecen los grotescos: la “fórmula” “Alberto Fernández/Cristina Fernández”. Lo demás, la realidad que pretenden dibujar las encuestas truchas, quedarán develadas cuando cada Argentino ponga el voto en las urnas y entierre, definitivamente, cualquier atisbo de resurgimiento de la delincuencia política/estatal, en el poder del país.

Origen:Opisantacruz

Si hay alguien que conoce bien a Cristina ,son los santacruceños !

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.