El gobierno del presidente Andrés Manuel López Obrador ha emprendido una persecución legal en México contra los militares

El gobierno del presidente Andrés Manuel López Obrador ha emprendido una persecución legal en México contra los militares que desviaron 156 millones de dólares a empresas fantasma entre 2013 y 2019.

Ninguno de los altos mandos de la Secretaría de Defensa Nacional que autorizaron las compras y obras ha sido sancionado por las operaciones en las que se emplearon 250 compañías.

Las grandes obras fueron asignadas a los militares

La Secretaría de la Defensa Nacional (Sedena) es una de las dependencias que ha recurrido a las empresas que emiten comprobantes fiscales que amparan operaciones simuladas, inexistentes o ficticias, llamadas “factureras”.

Sigue…

Origen:  El Politico