CERO EN PROGRESISMO

Pasado el revuelo de la moción de censura de Vox contra Pedro Sánchez, ha quedado meridianamente clara una cosa. Todos los partidos del Congreso menos uno, y todo el periodismo salvo raras excepciones, integran el establishment representado en el mundo por Biden, Merkel y Macron, y en España por Sánchez, Casado, Iglesias y Arrimadas. Un sistema kerenskiano que teme menos a los filoterroristas (desde el Black Lives Matter hasta Bildu) que a cualquiera que ose cuestionar los fundamentos ideológicos del llamado progresismo, al que se tacha de ultraderechista, reaccionario o populista. Dicho esto, quisiera llamar la atención sobre tres nombres propios que escuché en el debate de la moción de censura. El primero es George Soros, el magnate estadounidense de origen magiar, traído a colación por Santiago Abascal, y conocido por su financiación de movimientos subversivos y de la inmigración masiva. El privilegiado que promueve la subversión y el caos…

Ver la entrada original 545 palabras más