El Senado de Rusia adoptó, el miércoles, la ley que permitirá al presidente ruso, Vladimir Putin, gobernar a Rusia hasta 2036.

El principal objetivo de la reforma constitucional permite al jefe del Kremlin, que llegó al poder en 2000, presentarse a la reelección en dos ocasiones más, en 2024 y 2030.

Redacción | Primer Informe

El Consejo de la Federación o Senado de Rusia adoptó, el miércoles, la ley que permitirá al presidente ruso, Vladímir Putin, gobernar a Rusia hasta 2036.

El visto bueno formal a la ley, que desarrolla una enmienda a la Constitución adoptada en un plebiscito el pasado 1 de julio junto a otros cambios en la Carta Magna, se produce después de que la Duma o Cámara Baja aprobara ya el proyecto el pasado día 24.

Una de las modificaciones constitucionales, propuesta a última hora hace ya más de un año y que, para los detractores de Putin, fue el principal objetivo de la reforma constitucional, permite al jefe del Kremlin, que llegó al poder en 2000, presentarse a la reelección en dos ocasiones más, en 2024 y 2030.

LEA TAMBIÉN: Putin propone enmiendas constitucionales «para el desarrollo de Rusia»

Todo a favor para que Putin pueda gobernar a Rusia hasta 2036

La nueva ley precisa que la misma persona no puede llegar a ocupar el cargo del presidente durante más de dos mandatos.

Sin embargo, no impide al político “que haya ocupado u ocupe el cargo de presidente de la Federación Rusa participar como candidato en las elecciones presidenciales en el momento de la entrada en vigor de la modificación”.

¿Qué más prevé esta enmienda constitucional en Rusia?

La norma confirma además que en el futuro sólo podrán ser candidatos a la Presidencia rusa aquellos ciudadanos mayores de 35 años que hayan vivido de manera permanente en este país no menos de 25 años.

Los aspirantes al Kremlin no podrán poseer doble nacionalidad o haber tenido pasaporte de otro país en el pasado.

Origen: primerinforme.com