Colombia declaró ‘persona non grata’ a Omar Rafael García, primer secretario de la embajada.

La Cancillería de Cuba rechazó por “infundada” e “inamistosa” la declaración del ministerio de Relaciones Exteriores de Colombia como “persona non grata” al primer secretario de su embajada en ese país, Omar Rafael García Lazo.

Omar Rafael García Lazo

                   Omar Rafael García Lazo, cubano expulsado de Colombia.

Foto:

Archivo particular

García Lazo es uno de los más activos diplomáticos cubanos en Colombia y había participado desde su llegada al país en decenas de encuentros en universidades, sindicatos y organizaciones populares. La decisión del Gobierno de Colombia sobre su expulsión se da en momentos en los que el país atraviesa duros momentos por causa de las manifestaciones del paro nacional, el cual se inició el 28 de abril. Hasta el momento no hay alguna explicación oficial sobre las razones de su expulsión.

El funcionario cubano, que se formó como periodista, fue profesor de la Universidad de La Habana. Llegó al país hace cerca de 2 años y durante ese tiempo mantuvo una activa agenda pública como conferencista en foros universitarios y en diálogos con diferentes sectores del país.

Eugenio Martínez, director general de América Latina y el Caribe del Ministerio de Relaciones Exteriores (MINREX), informó en su cuenta en Twitter de la convocatoria al embajador colombiano en La Habana, Juan Manuel Corzo, para trasladar la protesta.

‘Denunciamos esta decisión infundada, que constituye un acto inamistoso y afecta el normal funcionamiento de la embajada de Cuba en Colombia’, escribió.

Este viernes la Cancillería de Colombia anunció que declaró ‘persona non grata’ a un funcionario de la embajada de Cuba acreditado en Colombia.

Sin dar mayores detalles, el Ministerio de Relaciones Exteriores aseguró que la decisión la tomó tras verificar que “estaba desarrollando en el país actividades incompatibles con lo previsto en la Convención de Viena sobre Relaciones Diplomáticas”.

Por tanto, señaló que se ha seguido el procedimiento establecido en el Artículo 9 de dicho instrumento internacional.

De este modo, señaló que “pese a estas circunstancias, el propósito de Colombia es privilegiar la relación diplomática y de cooperación con la República de Cuba”.

De acuerdo con la Convención de Viena sobre Relaciones Diplomáticas, artículo 9, un Estado puede “en cualquier momento, y sin tener que explicar su decisión”, declarar a cualquier persona de un cuerpo diplomático persona non grata.

“El Estado acreditante retirará entonces a esa persona o pondrá término a sus funciones en la misión, según proceda”, advierte el artículo.

(Lea aquí: Operación policial causa ‘la mayor masacre en la historia de Río’)

Una persona así declarada es considerada inaceptable y normalmente es requerida por su país de origen para que regrese. Si no regresa, el Estado “puede rechazar reconocer a la persona en cuestión como miembro de la misión”.

“Si el Estado acreditante se niega a ejecutar o no ejecuta en un plazo razonable las obligaciones que le incumben a tenor de lo dispuesto en el párrafo 1, el Estado receptor podrá negarse a reconocer como miembro de la misión a la persona de que se trate”, señala el acuerdo.

MILAGROS LÓPEZ DE GUEREÑO
Corresponsal de EL TIEMPO
LA HABANA

Origen: eltiempo.com